Blog de An Bel Peluqueros

0014053 Compartir

AMIGURUMI por OLGA MAINÉ

Amigurumi (編み包み? lit. no importa la distancia) es una leyenda japonesa.

Cuenta la historia de una joven enamorada, cuyo novio, por distintas circunstancias, se tuvo que ir a vivir a otro lado. Se veían los fines de semana y explotaban de amor, pero cuando el se iba ella extrañaba. Un día apareció en su mano un muñequito, sí se lo había dejado él muy cautelosamente, con una nota en japones que decía: cada vez que estés mal, extrañes, necesites fuerzas y sientas que no puedes más, abrázalo, cuídalo y conservalo para siempre, te dará tranquilidad mientras no este.
El Amigurumi representa "la presencia" de esa persona que tanto necesitas.



El amigurumi es en Japón algo más que un simple muñeco, ya que forma parte de la cultura kawaii, término que podría traducirse como bonito, tierno o adorable. Olga Mainé nos cuenta como es la técnica que utiliza:Por lo general, los amigurumis se tejen usando lana o hilo de algodón. Estos materiales varían en grosor, color, textura y en composición, que van desde 100% lana de oveja a la utilización de fibras sintéticas, como el acrílico y spandex en distintos porcentajes.

Para tejerlos, se usan agujas de crochet o ganchillos. El tamaño del ganchillo a utilizar, por lo general, viene sugerido en la etiqueta de la madeja de lana que se empleará para realizar el amigurumi. La relación entre el grosor de la hebra y el ganchillo determinará la tensión del tejido; lo ideal es que el tejido quede lo suficientemente ajustado para que el relleno no sea visible y lo bastante holgado como para que el amigurumi quede suave y siga manteniendo su forma característica de peluche.

Para el relleno de los amigurumis, se usa espuma o fibra siliconada (algodón o pluma sintética) como la que lleva cualquier peluche de relleno. Recientemente, se ha impulsado el uso de rellenos reciclados, tales como retazos de telas, sobras de estambre, arena o arroz, garbanzos o huesos de frutas y bolitas de unicel. El relleno depende del resultado que se espera, siendo el amigurumi más ligero o pesado, maleable o rígido, pequeño o grande, etc. Para coser las partes que componen el amigurumi, hace falta aguja de lana (idealmente punta roma para no dañar las hebras) e hilo del color de las partes a coser, aunque por lo general es la misma hebra final del tejido la que se utiliza para unir cada parte en su lugar.



Los amigurumis están realizados con la técnica de ganchillo en espiral, por lo que el tejido es continuo, hay tantas variedades de amigurumi como imagines ya que el ganchillo permite crear distintas formas que una vez unidas con aguja e hilo forman muñecos y figuras tan sencillas o complejas como la imaginación del artesano lo permita.



Olga Mainé nos presenta esta colección de estos muñecos "llenos" de buenos deseos para quien los recibe y le acompañará en su día a día para darle esa fuerza que necesita.

Gracias Olga por contar con nosotros para divulgar este arte japonés.





Alberto Bellido
An Bel peluqueros #PASIONARTE


Subido hace... Más de 4 meses